jueves, septiembre 27, 2007

"JO, TÍO, CÓMO HUELES A CLASE DE GIMNASIA"

Como buena friki, cuando en el metro alguien huele a sudor, lo que me viene a la cabeza no es el típico gesto de desagrado y un pensamiento simplón tipo "qué peste echa este/a". No, a mí me viene a la memoria la peli de Los Goonies, y esa frase que Gordi le dice al monstruoso amigo Slot*: "Jo, tío, cómo hueles a clase de gimnasia".

El metro, por las tardes, no es una clase de gimnasia: es un estadio olímpico entero.

Zirbêth.

*Gracias, Raisah, mi memoria es mala con avaricia.

5 Comments:

Blogger Urobros said...

¡Jajajaja!

Conozco a alguien que le pasa lo mismo que a ti... Adivina quien. Sí, yo.

Es que hay cosas que marcan. Una de mis pelis favoritas y que no me canso de ver.

Un saludo.

9:51 p. m.  
Blogger Raisah said...

¡¡¡Los Goonies nunca decimos muerto!!

Slot no es un monstruo, jo :(

Yo cuando entro en el metro recuerdo a Mamá Ladilla:

En la vida hay que hacer cosas que hartan.
Por ejemplo, hartar.
Viajar en el metro,
sin respirar,
sin aire.
Rodeado de axilas por los cuatro costados
Me quiero morir.
Me voy al campo.
Que les follen.
Que les zur
¡zan!
;)

12:41 a. m.  
Blogger La pandilla said...

Jijijij siiiii y en los buses tambiennnn :D
besitos...

3:06 a. m.  
Anonymous Ratoncilla said...

Y por lo genral uno va de pie y todos apretados uaghhhh :( ni modo no? :(

3:07 a. m.  
Blogger Raisah said...

;)

11:01 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home