viernes, diciembre 30, 2005

DE TI PARA MÍ...

Hay una canción de Sabina, del disco "19 días y 500 noches", que últimamente me viene a la cabeza constantemente. No la canción entera, que es larguísima (la última del disco, esa de las marujas en la playa), sino una frase muy concretita: "de ti para mí, que está mal follá".

Perdonadme la irreverencia, pero es que, cada día que pasa, más pienso que el que ideó esa frase, lo hizo pensando en las dependientas del Corte de Mangas. No todas, evidentemente, si no, menuda cruz. Pero un buen puñao, sí. Y es que no veas qué modales se gastan. No te pueden decir las cosas normalmente, no: lo tienen que soltar en plan megaborde, con tonillo de "eres gilipollas o, por lo menos, una completa inútil". Y aprovechan cualquier mínima ocasión para atacarte. Si haces algo mal, no van y te ayudan, no: te gritan desde lejos cuando ya has metido la pata para que todo el mundo sepa que lo has hecho mal. Si es que lo has hecho mal, que la mayor parte de las veces no es el caso, pero ya han creado la duda y te han hecho quedar mal, que es lo que importaba. Jamás te saludan si pueden evitarlo, y si no les queda más remedio lo hacen sin mirarte a los ojos. Algunas noto que la cosa va concretamente conmigo, pero otras son así con todo el mundo excepto sus "amiguitas", incluyendo los clientes. Es su estado natural, vamos.

Y yo me digo "tanta malafollá, así, sin ser granainas, no es normal; tiene que haber una razón...". Y, claro, Joaquín Sabina viene al rescate y contesta mi duda:

"De ti para mí que está mal follá"

Zirbêth, modo "tengo que dejar esta mierda de trabajo" on.

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Pues sí que es verdad. El otro día fuí al Corte a dejarles una bonita pasta en la sección electrodomésticos y por un momento pensé que me había convertido en la mujer invisible. Me pellizqué y todo, pero no, estaba presente. Un tío hablando por teléfono y dos colegas tecleando a su bola y haciendo como que trabajaban. ¡Menos mal que se llevan una comisión en las ventas!, si no se impondría sin remedio el autoservicio. Lo único que les salva es eso de pague en tres meses sin intereses. Que si no fuera así, de qué de cuando...
Feliz Año, Zirbêth. Magu

1:40 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home